VAR-baro… El empate que sacó la Vinotinto contra Brasil

Salomon Rondon de Venezuela en acción con Marquinhos REUTERS / Luisa Gonzalez

 

En el gentilicio venezolano no existe el miedo, los guerreros pueden confundirse, pero nunca sentir temor, y frente a la todopoderosa Brasil, la Vinotinto resistió, plantó cara y sacó un punto VAR-baro tras anular a los cracks canarinhos y dejar el arco de Wuilker Fariñez en cero.

Lucho Suárez || lapatilla.com

David contra Goliat: El poderío de la canarinha es indudable, y todavía más cuando juega en frente de su público, es como si combatieran 11 contra 50 mil… parece evidente que, en la guerra, los números representan ventaja, pero la estrategia y los sacrificios son vitales para alzar la bandera de triunfadores al final de todo.

Como de costumbre, el aviso local no se hizo esperar, un latigazo de Richarlison no fue suficiente para vulnerar la defensa venezolana, el arco estuvo defendido por un candado “multilock” e inmaculado por la virgen de CoromotoWuilker Fariñez sacó a relucir los reflejos de felino por primera vez en este duelo.

Durante la tormenta carioca los guerreros borravinos mostraron que tuvieron con qué dañar: Salomón Rondón casi consigue el tanto en el 19′.

El ariete criollo fue capaz de alzarse por encima de un emperador como Thiago Silva, y como todo un gladiador, remató contra corriente con la testa, pero su disparo se marchó tan cerca del arco custodiado de Allison, que sacó suspiros de la grada, dejando en claro que la amenaza venezolana es verdadera.

Jugada tras jugada, los pupilos de Rafael Dudamel fueron cogiendo fuerza y confianza para plantar cara, pero las impresiciones colectivas y la falta de puntería alejaron al equipo venezolano del objetivo, el gol.

Y volvió el VAR… por duplicado

Árbitro Julio Bascunan durante la revisión del VAR REUTERS / Luisa Gonzalez

 

Transcurría el 59′ de partido cuando Gabriel Jesús encontró el hueco para intentar franquear a Fariñez. El ágil delantero soltó un zapatazo que se estrelló contra Mikel Villanueva, pero el despeje consiguió por suerte a Roberto Firmino, quien colocó un balón al corazón del área que halló al atacante del Manchester City que dispuso su pierna diestra para darle la estocada al conjunto caribeño.

Mientras Jesús celebraba la anotación, el principal recibió un llamado que, para toda Venezuela fue una señal del cielo: Desde la cabina de video arbitraje invitaron al juez a revisar la jugada que, posteriormente sería anulada por posición ilícita de Firmino tras el remate de su compañero.

El drama se apoderó de los jugadores y de los hinchas luego que, durante el 87′, los de casa consiguieron el tanto que subía el marcador, pero… nuevamente, el llamado del Santo VAR-baro al comunicador del árbitro salvó los muebles a Dudamel.

Otro despiste defensivo de la zaga criolla originó que Philippe Coutinho quedara con la número cinco en terreno venezolano, casi en frente de las redes, instante que el volante del FC Barcelona no desaprovechó para fusilar a Fariñez y a los defensas que intentaron detener el misil canarinho, pero en el trayecto de la pelota, se atravesó la pierna de su compañero Roberto Firmino, quien se encontraba fuera de juego.

Nunca antes se había celebrado tanto el pitazo final de un encuentro como el festejado por el fanático venezolano: Este resultado pone a la escuadra Vinotinto mentalizada en el partido contra Bolivia del próximo sábado 22 de junio, uno en el cual, con una victoria podría conseguir el ansiado boleto a Cuartos de Final de esta Copa América.