Cese del presidente de TV de Perú desata polémica sobre supuesta censura a la prensa

 

El cese del presidente de la televisora estatal de Perú desató el lunes una tormenta política sobre una supuesta censura a la prensa, a menos de dos meses de las elecciones legislativas en el país.

El destituido responsable del Instituto de Radio y Televisión del Perú (IRTP), Hugo Coya, acusó al gobierno de maniobrar para apartarlo de su cargo por informar sobre la líder opositora Keiko Fujimori, liberada de prisión el viernes por la noche.

Coya aseguró a la radio RPP desde Madrid que el ministro de Cultura, Francisco Petrozzi, le pidió su renuncia por el malestar causado por la cobertura informativa del canal sobre Fujimori, especialmente sobre el fallo del Tribunal Constitucional que ordenó su excarcelación y su liberación. Tampoco gustó, según Coya, una entrevista realizada al marido de la política, Mark Vito Villanella.

“Desde que el ministro Petrozzi asumió la cartera (en octubre), recibía constantes llamadas para pedirme que no se entrevistara a tal o cual, que se cortara la cobertura, que no se hiciera tal pregunta, que no se dijera tal cosa”, abundó el periodista en el programa de televisión Cuarto Poder.

Keiko Fujimori, líder de Fuerza Popular (derecha radical), recuperó el viernes su libertad tras 13 meses en prisión preventiva por el escándalo de Odebrecht.

Su partido denunció un acto de censura y dictatorial, en un contexto electoral.

“Estamos entrando en una dinámica, cada vez más abierta e impune, (de) censura y actos dictatoriales de parte del régimen del señor (presidente Martin) Vizcarra”, dijo Martha Chávez, miembro del partido de Fujimori, al canal N de televisión.

Petrozzi, excongresista de Fuerza Popular, afirmó que la salida de Coya fue “coordinada” y  “consensuada”.

La presidencia peruana, por su parte, negó cualquier censura y aseguró que el gobierno “respeta la libertad de prensa y de expresión en el país”.

“Los medios de comunicación estatales pueden ejercer sus labores con plena autonomía e independencia”, indicó el gobierno.

El gremio periodístico rechazó el despido y reclamó mantener el pluralismo informativo en la televisora estatal.

El Instituto Prensa y Sociedad (IPYS) indicó que “los medios del estado, en particular TV Perú, deben seguir una línea pluralista, especialmente en la coyuntura actual, que corresponde a un período electoral en el que no existe Congreso en Perú en funciones”.

Perú celebrará elecciones parlamentarias extraordinarias el 26 de enero entrante, luego que el gobierno disolviera el Congreso el 30 de septiembre.

AFP