Marcha chavista generó caos y dejó sin transporte a usuarios de Maturín (FOTOS)

Gran congestión vehicular se generó en las vías alternas tras el cierre de la principal avenida de Maturín

 

El cierre de varias arterias viales en el centro de Maturín generó un gran caos en la ciudad la mañana de este viernes, lo que ocasionó la falta de transporte público y muchas personas se vieron obligadas a caminar hasta sus lugares de trabajo.

Por Corresponsalía

Desde la noche de este jueves fue cerrada la avenida Bolívar, la más importante de la ciudad, para instalar una inmensa tarima justo frente a la sede la gobernación de Monagas. Sendos cajones fueron puestos en varios puntos con música a todo volumen, afectando el descanso nocturno de los vecinos que viven cerca.

La marcha chavista fue convocada para apoyar las políticas del régimen de Nicolás Maduro y a la “impecable gestión” del gobernador rojito, Ernesto Luna. No obstante, quienes iban a sus sitios de trabajo o a realizar diligencias, debieron caminar largos trayectos, ya que además algunas vías transversales también estaban cerradas.

 

Barreras metálicas fueron instaladas en varias cuadras de la avenida Bolívar, dificultando el paso peatonal

 

“Vivo en Las Cocuizas y para ir a mi trabajo estuve casi una hora esperando transporte, porque casi no había y cuando pude irme en uno, resulta que me tocó caminar desde la redoma Juana Ramírez hasta la plaza Piar, que son nueve cuadras. Es un completo abuso lo que hace esta gente, nos dejan sin transporte y además hay que caminar todo eso”, expresó Ronald Mora.

Aunque la marcha estaba pautada para las 9:00 de la mañana, inició casi dos horas después, en la que se observó a muchos trabajadores del sector público. Asimismo, fueron movilizadas personas de los otros 12 municipios a través de los autobuses de Transmonagas.

 

En autobuses de Transmonagas, fueron movilizados simpatizantes del régimen chavista provenientes de otros municipios

 

El mitin fue liderado por el gobernador chavista, quien se dirigió a los asistentes con un discurso de aproximadamente 15 minutos. Una vez culminada la concentración, la importante arteria quedó despejada, pero con el paso restringido para los vehículos, pues había que desmontar la tarima, las cornetas y las barreras metálicas.